El 52% de la fauna salvaje desapareció desde 1970

Las poblaciones de mamíferos, aves, reptiles, anfibios y peces en todo el planeta son, en promedio, la mitad de lo que eran hace 40 años, de acuerdo al Informe Planeta Vivo de WWF, la Organización Mundial de Conservación. América Latina presenta la disminución más dramática –una caída de 83 por ciento. La pérdida de ambientes naturales (deforestación y reemplazo de pastizales, por ejemplo) y la degradación y sobreexplotación debida a la caza y la pesca son las principales causas de esta disminución. El cambio climático es la siguiente amenaza común.

informe planeta vivo

Esta situación se debe a que durante los últimos 40 años la presión de la humanidad y su creciente consumo sobre la naturaleza ha excedido lo que el Planeta puede reponer. En la actualidad necesitamos la capacidad regenerativa de 1,5 planetas Tierra para brindar los servicios ecológicos que usamos cada año.

La Huella Ecológica per cápita de cada país, que suma todos los bienes y servicios ecológicos que demanda su población, está determinada no sólo por el nivel de recursos necesarios para sostener esta demanda, sino también por la eficiencia con la que los recursos –incluyendo los combustibles fósiles– se usan para proveer estos bienes y servicios. Las contribuciones al exceso ecológico global varían entre naciones. Por ejemplo, si todas las personas del Planeta tuviesen la Huella promedio de un residente típico de la Argentina, necesitaríamos 1,5 planetas para sostener nuestro nivel de consumo, mientras que si viviéramos como un residente de Qatar, necesitaríamos 4,8 planetas, y si tuviéramos el estilo de vida de un residente típico de los Estados Unidos, necesitaríamos 3,9 planetas.

«A pesar de que la mayor parte de la población argentina habita en ciudades, alejada de los sitios donde se producen estos bienes y servicios, resulta fundamental que empecemos a tomar conciencia de que cada una de nuestras acciones, desde encender una lámpara hasta el consumo de alimentos, genera un impacto sobre el ambiente. La producción agrícola tiene un fuerte impacto en términos de consumo de agua dulce, y también en las últimas décadas, un impacto significativo sobre la deforestación.» afirmó Diego Moreno, director general de Vida Silvestre.

Durante más de medio siglo, la mayoría de los países de ingresos altos han mantenido Huellas per cápita mayores que la biocapacidad disponible per cápita, dependiendo principalmente de la biocapacidad de otros países para sostener sus estilos de vida. Es decir, los países de altos ingresos importan sus recursos, exportando la pérdida de biodiversidad y su impacto a países de menores ingresos. En consecuencia, los países de bajos ingresos tienen la huella más pequeña, pero sufren las mayores pérdidas de ecosistemas.

La seguridad de alimentos, agua y energía y la salud del ecosistema están íntimamente relacionadas; la manera en que suplimos nuestras demandas afecta la salud de los ecosistemas, y la salud de los ecosistemas afecta la habilidad de suplir estas demandas. Mientras que en la actualidad casi mil millones de personas pasan hambre, 768 millones viven sin agua potable y 1.400 millones no tienen acceso a un suministro confiable de electricidad, y ante la predicción de que, en 2050, la población humana se habrá incrementado en 2.000 millones, el reto de proporcionar la cantidad de alimento, agua y energía necesaria plantea una perspectiva desalentadora.

«Esta situación nos pone ante un enorme desafío: mejorar la calidad de vida de las personas, particularmente aquellas en situación más vulnerable, pero sin aumentar la presión sobre los recursos del planeta. Por eso, desde Vida Silvestre, proponemos alternativas para desarrollar una ganadería sustentable y más eficiente en pastizales naturales, que permitiría alcanzar las metas de crecimiento de la actividad al 2020 en la misma superficie actualmente dedicada a la actividad. O la implementación de políticas de eficiencia energética que le permitirían a la Argentina evitar la construcción de dos represas como Yacyretá al 2030, con su consecuente impacto económico, social y ambiental» explicó Moreno.

Foto Flickr CC BY 2.0. Autor Sandeep Gangaharan

 

Intentan quedarse con un campo donado a Vida Silvestre

Se trata de la Estancia El Carmen, que según el testamento de su propietario debía ser vendida y el producido de su venta entregado a la Fundación Vida Silvestre Argentina para proyectos de conservación de la naturaleza.

vida silvestre
Carlos Roque Saavedra, hijo del célebre premio nobel de la paz Dr. Carlos Saavedra Lamas, no tuvo herederos forzosos y por esa razón dejó sus bienes a una ONG para contribuir a la preservación del patrimonio natural de nuestro país.

Eligió a la Fundación Vida Silvestre en razón de su «amor a la naturaleza”, y por reconocer que dicha organización es «seria y efectiva en el cumplimiento de sus objetivos”. A más de tres años de su fallecimiento, su legado no pudo aún concretarse.

«Es inédito recibir este tipo de legado. Por lo tanto, tenemos una gran responsabilidad en honrar la voluntad del Sr. Saavedra. Por este motivo, Vida Silvestre decidió asumir un rol más activo poniéndose a disposición de la sucesión”, afirma Miguel Reynal, Presidente de Fundación Vida Silvestre y agrega: «Es una contribución muy importante para que nuestra fundación pueda continuar con el trabajo que hacemos desde hace 37 años, conservando las riquezas naturales de la Argentina.”

Luego de la muerte del Sr. Saavedra, el Juez interviniente notificó a los beneficiarios designados en el testamento acerca del legado establecido a su favor, quienes lo aceptaron. Consecuentemente autorizó la venta de la estancia «El Carmen”, ubicada en la localidad de San Mariano, Santa Fe. La Justicia se llevó una sorpresa cuando el albacea de la sucesión se disponía a entregar al comprador la posesión de la estancia. En ese momento un empleado del establecimiento, Hugo Aníbal Gómez, le impidió su ingreso de manera violenta, manifestando ser el dueño.

Sin embargo, existen recibos de sueldo firmados por el propio Gómez que constatan que trabajó para Saavedra como empleado. A pesar de tener el debido conocimiento sobre esta situación, sus abogados, Raúl Antonio Freyre Iturraspe y su prima María del Corazón de Jesús Iturraspe Freyre, iniciaron una causa por usucapión. Fue el segundo intento, ya que habían desistido en un primer momento, sumando ahora al abogado Horacio Humberto Brusa, especialista en derechos reales.

También solicitaron al SENASA el otorgamiento de un RENSPA (Registro Nacional Sanitario de Productores Agropecuarios), medida que le hubiera permitido apropiarse ilegalmente del ganado. Sin embargo, el organismo rechazó dicha solicitud ya que Gómez no reunía los requisitos legales correspondientes para tal fin.

Además, se supo que Gómez remarcó animales que eran propiedad de Saavedra y que existe un faltante importante de vacunos. Por estos hechos, la sucesión denunció a Gómez y Freyre Iturraspe por robo y abigeato calificado. A esto se sumó un contrato ilegal que firmó Claudia Olmos, cónyuge de Gómez, quien alegó ser la propietaria y arrendó una fracción de la estancia El Carmen.

Esta situación impide que se cumpla la voluntad de Carlos Roque Saavedra y genera un grave perjuicio a la Fundación Vida Silvestre Argentina, demorando la realización de los proyectos de conservación de la biodiversidad argentina, un patrimonio natural indispensable para las generaciones actuales y futuras.

No obstante, las fiscalías locales que han intervenido instaron las medidas necesarias para comenzar a aclarar toda la situación.

Fundación Vida Silvestre se sostiene gracias a los aportes de miles de ciudadanos argentinos que respaldan su trabajo desde hace 37 años. Con su compromiso la fundación creó nuevas áreas protegidas públicas, como es el caso del Parque Nacional Monte León, en Santa Cruz y el Parque Nacional Campos del Tuyú, en Provincia de Buenos Aires que fueron donados al Estado Nacional en 2004 y 2009, respectivamente.

Acerca de Vida Silvestre
La Fundación Vida Silvestre Argentina es una organización no gubernamental, de bien público y sin fines de lucro, creada en 1977. Su misión es proponer e implementar soluciones para conservar la naturaleza, promover el uso sustentable de los recursos naturales y una conducta responsable en un contexto de cambio climático. Desde 1988 está asociada y representa en la Argentina a WWF, una de las organizaciones independientes de conservación más grande del mundo, presente en 100 países. Para más información: www.vidasilvestre.org.ar

Foto: Gentileza Fundación Vida Silvestre

Cumbre del Clima: DiCaprio pidió una acción urgente

Leonardo DiCaprio llamó a una acción inmediata y a gran escala contra el cambio climático. El actor dio el primer discurso en la Cumbre sobre el Clima que se realiza en Nueva York en el marco de la Asamblea General de las Naciones Unidas (ONU). El objetivo del encuentro es que los líderes mundiales lleguen a compromisos para combatir los efectos del cambio climático.

Discurso de Leonardo DiCaprio en la Ceremonia de Apertura de la Cumbre del Clima 2014 de la ONU. Crédito: UN Photo/Cia Pak.

Discurso de Leonardo DiCaprio en la Ceremonia de Apertura de la Cumbre del Clima 2014 de la ONU. Crédito: UN Photo/Cia Pak.

«Como actor, yo interpreto a otros, encarno personajes ficticios. Creo que la humanidad ha actuado frente al cambio climático de la misma forma, como si fuese ficción, como si pretendiendo que no era real, de algún modo hiciera que desapareciese», manifestó DiCaprio ante los jefes de Estado y de Gobierno presentes en la Cumbre.

«El momento de responder al mayor desafío de la humanidad es ahora. Les ruego que lo enfrenten con coraje y honestidad», reclamó el actor, nombrado hace pocos días como embajador de la ONU para asuntos climáticos.

A continuación, la transcripción completa del discurso de Leonardo DiCaprio en la Cumbre del Clima de la ONU en Nueva York:

«Gracias, señor Secretario General, excelencias, señoras y señores, y distinguidos invitados. Me siento honrado de estar hoy aquí.

Me presento ante ustedes no como un experto, sino como un ciudadano preocupado; una de las 400 mil personas que marcharon por las calles de Nueva York el domingo, y los miles de millones de personas en todo el mundo que quieren resolver nuestra crisis climática.

Como actor, interpreto personajes ficticios. Juego a buscar soluciones ficticias a los problemas de mis personajes. Creo que la humanidad ha mirado al cambio climático de igual maneraa: como si fuera una ficción. Fingiendo que el cambio climático no es real, como si eso hiciera que el problema desaparezca.

Pero yo creo que somos más conscientes que eso. Cada semana, estamos viendo fenómenos climáticos nuevos e innegables pruebas de que se aceleró el cambio climático.

Sabemos que las sequías se están intensificando, nuestros océanos se están calentando y acidificando, con columnas de metano que se elevan desde el fondo del lecho marino.

Estamos viendo fenómenos meteorológicos extremos, como el aumento de las temperaturas y el derretimiento de las capas de hielo del oeste de la Antártida y de Groenlandia a un ritmo sin precedentes, decenios antes que las proyecciones científicas.

Nada de esto es retórica y nada de esto es histeria. Son hechos. La comunidad científica sabe, las industrias y los gobiernos saben, incluso, los militares de Estados Unidos lo saben. El jefe del comando del Pacífico de la marina de Estados Unidos, el almirante Samuel Locklear, dijo recientemente que el cambio climático es nuestra mayor amenaza a la seguridad individual.

Mis amigos, quienes estamos aquí reunidos sabemos que nos enfrentamos a esta difícil tarea. Podemos hacer historia o ser despreciados por ella.

Para que quede claro, esto no se trata simplemente de decirle a la gente que cambie sus lamparitas por otras menos dañinas o que compre un coche híbrido. Este desastre ha crecido más allá de las decisiones que toman los individuos.

Ahora se trata de que nuestras industrias y los gobiernos de todo el mundo tomen acciones decisivas a gran escala.

Yo no soy un científico y tampoco necesito serlo, porque la comunidad científica del mundo ya ha hablado, y nos han dado nuestro pronóstico: si no actuamos juntos, seguramente vamos a perecer.

Ahora es nuestro momento para la acción.

Tenemos que ponerles el precio a las emisiones de carbono y eliminar los subsidios gubernamentales al carbón, al gas, y las compañías petroleras. Tenemos que ponerle fin al ‘paseo gratis’ que se dieron los contaminadores industriales en nombre de la economía de libre mercado y que no se merecen nuestros impuestos.

La buena noticia es que la energía renovable no es única política económica posible. Una nueva investigación muestra que en 2050 la energía limpia y renovable podría abastecer el 100% de las necesidades energéticas del mundo utilizando las tecnologías existentes y crearía millones de puestos de trabajo.

Este no es un debate partidista; es un debate humano. Aire, agua potable y un clima habitable son derechos humanos inalienables. Y la solución de esta crisis no es una cuestión de política. Es nuestra obligación moral.

Sólo tenemos un planeta. La humanidad debe ser masivamente responsable de la destrucción sin sentido de nuestra casa colectiva. La protección de nuestro futuro en este planeta depende de la evolución de la conciencia de nuestra especie.

Esta es el más urgente de los tiempos y el más urgente de los mensajes.

Distinguidos delegados, líderes del mundo: la gente hizo oír su voz el domingo en todo el mundo y el impulso no se detendrá. Y ahora es su turno. El tiempo para responder al mayor desafío de nuestra existencia en este planeta… es ahora.

Les ruego que enfrenten esto con valentía y honestidad. Gracias.

Evo: «Hay que vivir en armonía con la Madre Tierra»

El Presidente de Bolivia, Evo Morales, se encuentra en Nueva York para participar de la Conferencia Mundial sobre Pueblos Indígenas, en el marco de la Asamblea General de las Naciones Unidas. En ese contexto, el mandatario fue entrevistado por la cadena de noticias rusa RT. Parte de la entrevista, realizada por la conductora Eva Golinger, giró en torno a la opinión de Evo Morales sobre el cambio climático y las políticas ambientales.  

Entrevista a Evo Morales Eva Golinger RT 2014

Foto: captura de RT.com.

En ese sentido, el jefe de Estado expresó  que es necesario «impulsar políticas de desarrollo comunitario que respeten la Madre Tierra».  «Hay que vivir en armonía con la Madre Tierra», remarcó.

Asimismo, defendió la «economía verde» y la consulta a la población para la explotación de los recursos naturales. «Nosotros debatimos con los pueblos cómo utilizar los recursos naturales para bien del pueblo boliviano, no sólo de los indígenas».

«El cuidado del medio ambiente debe hacerse mediante el diálogo con los distintos sectores, especialmente con el movimiento indígena, porque los recursos naturales están concentrados en áreas rurales», fundamentó Evo Morales.

El presidente boliviano responsabilizó de los problemas ambientales, en particular del cambio climático, al sistema capitalista. «Hay que erradicar el sistema capitalista y el pensamiento imperialista», manifestó. Y ejemplificó: «En nuestro país, antes decidían los gringos y ahora decidimos los indios, y nuestra obligación es erradicar la pobreza«.

Ver la entrevista de Eva Golinger a Evo Morales en RT:

 

La foto de Evo Morales que ilustra esta nota en la portada de Claves21.com.ar es de The City Project y se utiliza gracias a su licencia Creative Commons Atribución, No Comercial, Compartir Igual CC BY NC SA 2.0.

El mundo marchó contra el cambio climático

En diversas ciudades de Argentina y el mundo se realizó hoy la Marcha Global Ciudadana contra el Cambio Climático. Organizaciones sociales y ambientalistas se movilizaron con el objetivo de presionar a los líderes mundiales para que este año se alcance un nuevo tratado sobre cambio climático.

Marcha Global contra el Cambio Climático 2014 Buenos Aires Planetario

Marcha contra el Cambio Climático en Buenos Aires 2014. Planetario. Foto: Fermín Koop.

La movilización coincide con que este martes habrá una reunión de las Naciones Unidas en Nueva York sobre cambio climático convocada por su secretario general, Ban Ki-Moon.

La organización ciberactivista Avaaz convocó a firmar una petición internacional exigiendo a los gobiernos que «mantengan el calentamiento global por debajo del peligroso listón de los 2 grados centígrados, reduciendo a cero las emisiones de carbono«.

Para conseguirlo, sigue la petición, «necesitan forjar un acuerdo realista a escala global, nacional y local que convierta nuestras sociedades y nuestras economías en 100% limpias para el año 2050. Por favor háganlo de manera honesta protegiendo así a los más vulnerables de entre nosotros«.

Buenos Aires contra el cambio climático

Las acciones se concentraron en el Planetario con varias actividades enfocadas en la concientización sobre el cambio climático. Adhirieron diversas organizaciones locales, como la Fundación Vida Silvestre Argentina, entre otras.

Los organizadores leyeron un petitorio que será entregado a la presidenta Cristina Fernández de Kirchner, solicitando una política orientada a la implementación de energías renovables en el país, en reemplazo de la energía basada en combustibles fósiles.

Fotos: Fermín Koop.